Inventarios de lento movimiento y ociosos, lastre de la economía

En la Empresa Estatal Socialista y las Unidades Presupuestadas continúa siendo un problema la existencia de productos catalogados como de lento movimiento y ociosos. Según el Sistema de Inventario, cuando un producto almacenado en una entidad en Cuba cumple los 6 meses sin movimiento o movimientos mínimos pasa a la categoría de lento movimiento y al pasar el año adquiere la categoría de ocioso.

Sigue siendo extremadamente excesiva la existencia de productos inmovilizados en almacenes. Millones de pesos en inventarios ociosos se pierden cada año. Millones de productos pierden su valor de uso sin siquiera utilizarse para lo que están diseñados.

Resulta penoso ver en la prensa oficialista datos estadísticos sobre el tema y que a esta altura se detecte que hay Empresas y Unidades Presupuestadas, que no utilizan el Codificador de Productos de Cuba o que no informan de manera oportuna a la Oficina Nacional de Estadísticas e Información, ONEI.

Alguna de las causas que se esgrimen como causantes que provocan las enormes cantidades de productos innecesarios en los almacenes son las compras excesivas, los cambios de tecnología y la deficiente gestión para movilizar y determinar el destino final de los inventarios.

Como insuficientes podemos catalogar las gestiones hechas por los Consejos de Administración municipales y provinciales para encaminar esta situación. De la misma forma podemos cuestionar a las administraciones de los organismos que no trabajan de forma profunda y sistemática en el tema. Siendo estos últimos los máximos responsables de la disminución de estos inventarios.

Como hemos planteado en otros materiales, este es otro ejemplo de lo ineficiente e insostenible que resulta el sistema económico cubano.

You may also like